El Ministerio de Salud reconoció a los donantes salteños de médula ósea

Salud 09 de abril de 2019
En Salta ya son 10.000 las personas registradas como donantes de médula ósea para trasplante. El registro comenzó en 2005 y hasta el momento 27 voluntarios fueron llamados para efectuarse la prueba de compatibilidad. Se concretó una donación de una mujer de Cafayate para un paciente español con leucemia.
NGR_9856 graficos

El ministro de Salud Pública, Roque Mascarello, y el jefe del CUCAI Salta, Raúl Ríos, encabezaron el acto donde se realizó un reconocimiento a los donantes salteños de medula ósea en el marco del Día Nacional del Donante de Médula Ósea y la celebración del 16º aniversario del Registro Nacional de Donantes de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH).

“Este tipo de encuentro tienen una relevancia enorme porque habla de la solidaridad y la vocación de dar entre las personas”, subrayó Mascarello. Asimismo, el funcionario destacó el gran trabajo que realizan desde el Centro Regional de Hemoterapia y el CUCAI para promover la donación de sangre y medula ósea. “Hoy en Salta, ya son más de 10.000 las personas registradas como donantes, eso nos ubica entre una de las provincias del interior que más ha crecido en números de donantes, teniendo en cuenta que en el 2011 sólo había 36 personas registradas”, señaló el Ministro.  

“Esperemos que esta tendencia siga este año, porque hay una creciente visibilización del trasplante de órganos a partir de la Ley Justina y un cada vez mayor espíritu de solidaridad que hace que alguien desinteresado done sus órganos o tejidos para salvar otra vida y eso nos debe hacer sentir orgullosos como sociedad”, concluyó el titular de la cartera sanitaria.

Del encuentro que se realizó en el Centro Cultural América, participaron los potenciales donantes que recibieron un llamado el año 2015. Desde entonces, 27 personas recibieron la convocatoria para efectuarse pruebas de histocompatibilidad tendientes a concretar la donación.

Los llamados fueron, en 19 ocasiones, para pacientes de la Argentina. Se requirió, además, para dos personas de España, dos de estados Unidos y una de Italia, Turquía, Suecia y Chile.

Sólo en un caso se hizo efectivo el procedimiento, mediante el cual una joven de Cafayate donó CPH para un paciente español de 35 años de edad, diagnosticado con leucemia y cuyo resultado fue exitoso.

En la jornada se entregaron placas de reconocimiento al personal y a los potenciales donantes.

Sobre el INCUCAI

El Registro Nacional de Donantes de CPH funciona en el Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (INCUCAI), cuenta con más de 237.000 donantes inscriptos y forma parte de una red mundial que reúne a más de 32 millones de voluntarios en más de 60 países.

Este registro es específico, confidencial y anónimo. Los datos de los voluntarios se ingresan al sistema nacional y la red internacional mediante un código de barras.

La donación de CPH se rige por el principio de solidaridad internacional, lo que significa que toda persona inscripta en el registro argentino está dispuesta a donar a cualquier persona del mundo que lo necesite. De igual modo, un paciente argentino puede recibir médula ósea de un donante de cualquier país.

El sistema nacional de salud garantiza que todo paciente argentino con indicación de trasplante con donante no emparentado pueda ser tratado en el país, sin necesidad de viajar al exterior.

Componente sanguíneo

Comúnmente se llama médula ósea a las células progenitoras hematopoyéticas (CPH), que son un componente sanguíneo y cuyo trasplante se utiliza en el tratamiento de personas que padecen enfermedades de la sangre como leucemia, linfoma, talasemia, déficit inmunológico o aplasia medular.

Algunas personas pueden contar con un donante compatible en su grupo familiar. Sin embargo, tres de cada cuatro pacientes no tienen donante compatible en su entorno familiar, por lo que deben acudir a un donante sano, voluntario, no emparentado.

Requisito de compatibilidad

Para evitar rechazo, la médula ósea donada debe ser compatible en un 100% con el paciente receptor, lo cual es muy difícil, ya que la compatibilidad se da en un promedio de una persona entre 40.000. Por esta razón, es necesario que haya muchos donantes voluntarios en todo el mundo.

Debido al requisito de la histocompatibilidad, ser donante de médula ósea no implica que el voluntario vaya efectivamente a donar. La donación se hace efectiva sólo cuando se comprueba que la compatibilidad entre donante y receptor es del 100%. En ese caso, el registro nacional contacta al donante seleccionado para que confirme su decisión de donar y coordina la fecha de la donación, cubriendo además todos los gastos resultantes.

Técnicas de donación

Existen dos técnicas para la extracción de CPH: por sangre periférica, práctica ambulatoria que consiste en aplicar vacunas para liberar las células madres al torrente sanguíneo y recolectarlas mediante aféresis, o por médula ósea, procedimiento que se realiza bajo anestesia general mediante punción en el hueso de la cadera.

El donante elige por cuál de estas técnicas hará la donación, luego de recibir la correspondiente información. Las células extraídas se envían al lugar donde se encuentra el paciente receptor para realizar el trasplante.

Cómo inscribirse

Para inscribirse como donante voluntario de médula ósea, se requiere tener entre 18 y 55 años, tener un peso corporal mínimo de 50 kgs, presentar buena salud y donar una unidad de sangre para determinación de los datos genéticos, que se incorporan a la base del registro nacional. Además, se debe completar un formulario de consentimiento informado.  

El trámite puede hacerse en las campañas periódicas de colecta de sangre y promoción de donación de médula ósea, o en el Centro Regional de Hemoterapia, Bolívar 687, de lunes a viernes en el horario de 7 a 17 y los sábados, de 7 a 12.

Fuente: Gobierno de Salta.